Séptima jornada de Superliga 2

26 de nov de 2012

CANTABRIA DEPORTE                3        

EXTREMADURA ARROYO           1

              

Cantabria Deporte: Lidia Dacuiña (-), María Segovia (14), Ana González (9), Paula del Olmo (7), Noelia Neila (21), Aroa Sánchez (12) –seis inicial-, Laura Soto (líbero). También jugó Sandra Villegas.

Extremadura Arroyo: María Larrakoetxea (2), Gala Clemente (11), Helen da Silva (14), María Ángeles Moreno (1), Yohana Rodríguez (16), Flavinha Dias (21) –seis inicial- Leticia Carrasco, (líbero). También jugó María Dolores Camisón (4).

Parciales: 25-21 (25´), 19-25 (27´), 25-22 (29´), 25-21 (27´).

Árbitros: Daniel Carbajal (Asturias) y José Luis Abramo (Cantabria).

Incidencias: En los prolegómenos del encuentro se guardó un minuto de silencio en memoria del recientemente fallecido don Alberto Coterillo Martín, gerente que fuera del IMD del Excmo. Ayto. de Torrelavega. Las jugadoras del Cantabria Deporte, al igual que todas las de las categorías inferiores que jugaron por la mañana, lucieron en la camiseta de juego un crespón negro en señal de luto.

 

CAYÓ EL LÍDER

Torrelavega tuvo que ser. El líder visitaba la capital del Besaya con un intachable registro de cinco victorias y ningún set concedido en los cinco encuentros disputados, por lo que era evidente que las extremeñas tenían muchas opciones de alzarse con una nueva victoria, aunque la progresión de nuestras chicas había ido in crescendo y ello hacía concebir esperanzas de triunfo. El choque había despertado mucha expectación y que a la postre se reveló en toda su intensidad. El sábado se vivió una gran tarde deportiva en La Habana Vieja con una victoria épica de nuestras jóvenes jugadoras.

El primer set respondió en su primera mitad al guión previsto, es decir, dominio de las extremeñas en el marcador y que se seguía materializando al llegar al segundo tiempo técnico (14-16); pero a partir de aquí una serie de circunstancias vinieron a cambiar las tornas. Por una parte hay que señalar que en el bloqueo y en el saque las nuestras fueron más efectivas, mientras que en apartado de ataque las cacereñas fueron superiores, sin embargo serían en parte sus errores los que las condenarían a perder el set. Errores en buena medida propiciados porque sus  opciones de construir ataques efectivos a través de su colocadora no eran las más idóneas, pues su efectividad estaba condicionada por el buen juego de las nuestras, sobre todo en el saque. Un parcial de 11-5 permitió ganar la primera manga al Cantabria Deporte. La sorpresa había saltado, ya que las arroyanas habían perdido el primer set en toda la liga.

De todas formas se esperaba la reacción extremeña y que se hizo patente en el segundo set, donde el nivel de errores globales disminuiría considerablemente y que contribuiría a equilibrar la balanza a pesar de que las nuestras mantuvieron el nivel de juego del set anterior, mejorando los aciertos en ataque (de 7 pasaron a 13) e igualando los tantos conseguidos en el bloqueo (3). El empate en el marcador entraba pues dentro del mejor guión previsto y con la incertidumbre en el ambiente se pasaba a disputar el siguiente set, el tercero.

Las nuestras sorprenderían a su rival de salida con un 8-1 en el marcador, pero el rival se puso a cuatro puntos (16-11) aunque de nuevo el bloqueo local sería esencial para seguir manteniendo la ventaja (21-15), dando las extremeñas el último arreón en la parte final del set, si bien la diferencia ya era prácticamente insalvable y acabaron claudicando ante la sorpresa general. Con el 2-1 ya estaba asegurado uno de los tres puntos en juego, pero las nuestras, ambiciosas, los querían todos, y para ello había que ganar el cuarto set, empresa que se antojaba harto difícil pues enfrente había un gran equipo con el orgullo herido, y eso es peligroso para el rival aunque también traicionero para el equipo en teoría superior.

Las extremeñas formaron una piña en el banquillo y saltaron de nuevo a la cancha conjuradas en que tenían que sacar el encuentro adelante. Las nuestras por otra parte se lo empezaban a creer y sabían que si luchaban cada pelota como lo habían venido haciendo hasta ahora desquiciarían a sus rivales, quizá poco acostumbradas a que se las opusiera tanta resistencia. Y comenzó el que a la postre sería el cuarto y definitivo set. Mucha igualdad hasta la primera parte y a partir de la cual las nuestras, con más fe en la victoria, comenzaron a despegarse en el marcador gracias a los pocos errores cometidos -tres a final del set- y su efectividad en ataque (12 puntos) a lo que hay que añadir dos puntos directos de saque y uno de bloqueo, y que con los diez errores del adversario suman los 25 finales y que nos darían la victoria ante un gran rival que en Torrelavega vio truncada su racha de victorias.

El próximo sábado día 1 de diciembre se jugará de nuevo en casa en el que será el primer partido de la segunda vuelta ante el RGC Covadonga de Gijón, segundo clasificado y que por tan sólo seis centésimas se ha clasificado ya para jugar la Copa Princesa. De ganar este encuentro por 3-0 ó 3-1 nuestro equipo, un punto por detrás de las gijonesas, ascendería a la segunda posición de la tabla clasificatoria. Con el apoyo de la afición podemos conseguirlo.

 

Síguenos